24 septiembre, 2009


3 comentarios:

  1. El pelo en los seres humanos (llamado cabello exclusivamente cuando se trata de pelo humano de la cabeza[1] ) es una continuación de la piel cornificada, formada por una fibra de queratina y constituida por una raíz y un tallo. Se forma en un folículo de la dermis, y constituye el rasgo característico de la piel delgada o fina. La diferencia entre la queratina de la capa córnea y la queratina del pelo es que en el pelo las células quedan unidas siempre unas con otras, dando lugar a una queratina más dura.

    Cada uno de los pelos consiste en una raíz ubicada en un folículo piloso y en un tallo que se proyecta hacia arriba por encima de la superficie de la epidermis. La raíz se agranda en su base. La zona papilar o papila dérmica está compuesta de tejido conjuntivo y vasos sanguíneos, que proporcionan al pelo las sustancias necesarias para su crecimiento.

    El pelo se distribuye en toda la superficie corporal excepto en las superficies palmoplantares, el ombligo y las mucosas. En un adulto el número aproximado de pelos es de unos cinco millones, repartiéndose en forma desigual a lo largo del cuerpo. En la cabeza hay alrededor de un millón, encontrándose entre 100.000 y 150.000 en el cuero cabelludo.

    ResponderEliminar
  2. El pelo es una estructura epidérmica con forma de filamento flexible, constituida por células queratinizadas, que emerge de forma oblicua hacia el exterior de la piel.
    El pelo se distribuye por toda la superficie corporal excepto en la palma de las manos, la palma de los pies, el ombligo, los pezones, la mucosa oral y genital y la tercera falange de los dedos.
    En un adulto el número aproximado de pelos es de cinco millones, repartiéndose de forma desigual a lo largo del cuerpo. En la cabeza hay alrededor de un millón, encontrándose entre 100.000 y 150.000 en el cuero cabelludo.
    El color del pelo viene determinado genéticamente por la presencia del pigmento denominado melanina.
    Los tipos de pelo. Se diferencian tres tipos de pelo en función de la longitud que pueden alcanzar y su flexibilidad:
    Pelos largos y flexibles: el cabello, la barba, el bigote, el vello de las axilas, y del pubis.
    Pelos cortos y rígidos: las cejas, las pestañas, los pelos de la nariz y los pelos de las orejas.
    Pelos de longitud y flexibilidad variable.

    ResponderEliminar
  3. El pelo no crece de manera indefinida, sino que tiene un crecimiento cíclico, al que se le llama ciclo piloso. Cada folículo posee su propio ciclo, independiente de los que haya a su alrededor.

    Fase anágena o Anagen: En esta fase el pelo está pegado a la papila, nace y crece. Dura entre 4 y 6 años, aunque normalmente se toma como valor medio tres años. La forma del folículo en esta fase es similar a la de una cebolla, más ancha en la base que en el tallo. El pelo crece sin cesar debido a que las células de la matriz del folículo se dividen por mitosis constantemente.
    Fase catágena o Catagen: Es una fase de transición. Se extiende unas 3 semanas, durante los cuales el crecimiento se detiene y se separa de la papila, cesando la actividad de las células de la matriz, incluido los melanocitos.El bulbo toma un aspecto cilíndrico.
    Fase Telógena o Telogen: Es la fase del descanso y de caída del pelo, dura unos 3 meses. La raíz del pelo toma un aspecto de cerilla y permanece insertado en el folículo
    Tipo de pelo Duración de la fase anágena
    cabello 3-5 años (1095-1825 días)
    barba 1 año (365 días)
    vello corporal 13-15 semanas (91-105 días)
    cejas 1 mes (30 días)
    bigote 4-14 semanas (28-98 días)

    ResponderEliminar

Compatir